Restituidos de Ábrego y Ocaña comercializarán 120 toneladas de aguacate al año

La firma de la comercialización del frutal es un avance que busca fortalecer ventas sin intermediarios.

Beneficiarios de la Unidad de Restitución de Tierras de los municipios de Ábrego y Ocaña, firmaron 12 acuerdos comerciales con la Federación Red de Productores del Catatumbo y provincia de Ocaña (Fedeprocap), quienes se dedican a la siembra de aguacate, variedades Lorena y Hass, fruto que podrán vender de manera directa a esta agremiación con el fin de obtener mayores dividendos y garantías en posteriores siembras y cosechas.

A través de la gestión del área de Proyectos Productivos de la Unidad de Restitución de Tierras Territorial Norte de Santander, se logró que 12 familias beneficiarias, que fueron favorecidas con proyectos productivos por medio de sentencias de los Jueces Especializados de Restitución de Tierras, aseguren la venta de sus productos con el apoyo de un aliado comercial como Fedeprocap, garantizando la comercialización de 120 toneladas de aguacate al año en esta región.

El director de la Unidad de Restitución de Tierras Territorial Norte de Santander, Leandro Ugarte Mora, expresó que:

“La firma de estos acuerdos de comercialización es de suma importancia para seguir fortaleciendo los procesos de la reparación integral a través de la restitución, porque así van a tener una venta fija, justa y directamente con el comercializador, es decir sin intermediarios, lo que genera valor agregado al producto”.

En el marco de la firma de los convenios se explicó que el aguacate es uno de los frutales que más tiempo lleva para recoger su cosecha, en promedio son 2 años, por lo cual los beneficiarios de la restitución desde ya cuentan con cultivos de ciclo corto como el fríjol y la cebolla para solventar gastos y manutención, de los cuales también gozarán de asistencia técnica de Fedeprocap, mientras sale la primera venta del aguacate tipo papelillo que van a vender.

Dicnery Osorio, beneficiaria de la restitución de tierras y firmante del convenio comentó que:

“Lo que buscamos en un futuro es tener una comercialización de aguacate de excelente calidad, tener un aliado comercial y que no hayan intermediarios, para que en los mercados nos paguen un precio justo”.

El presidente de Fedeprocap, Wilmar Rangel, agregó que las familias beneficiadas hacen parte de la vereda Pueblo Nuevo de Ocaña y de Capitán Largo, de Ábrego, aspectos que son de importancia en la apertura de mercados en estas poblaciones “ya que dentro de estas alianzas se logran beneficios para nosotros y los productores, porque a través del acompañamiento y la asistencia técnica, estamos estableciendo productos de calidad en la región”.

Fuente: Unidad de Restitución de Tierras.

Publicidad